El trabajo, un derecho a la deriva

Posted on abril 26, 2012

El 1ero de Mayo es el Día Universal de Trabajo, por lo que saludamos a todas las trabajadoras y a todos los trabajadores del mundo.

El trabajo es uno de los derechos humanos fundamentales, ya que permite la subsistencia del trabajador y su familia, pero también su realización como persona, como espíritu creador, como ser sensible y pensante.

Sin embargo, miles de millones de personas en el mundo -y  la mayoría de trabajadores en nuestro país- realizan trabajos mal pagados y riesgosos, trabajos que afectan la salud, trabajos rutinarios y repetitivos en los cuales la persona se vuelve autómata.

En estos tiempos de globalización, donde el objetivo principal de las empresas es maximizar las ganancias a cualquier precio y donde las instituciones del Estado muchas veces se manejan de acuerdo a los caprichos del gobierno de turno, cada vez es menos seguro tener asegurado el trabajo. Grandes transnacionales eliminan de un plumazo decenas de miles de empleos como ha ocurrido en varios países desarrollados. En nuestro país, miles de servidores públicos llegaron como lo hacían a diario a su sitio de trabajo y horas después eran puestos de patitas a la calle con la intervención de la Policía. Ninguno tuvo derecho a la defensa. Muchos ni siquiera supieron qué responsabilidades se les imputaban.

Este sistema ha convertido al trabajo en una mercancía más. El trabajo seguro y para toda la vida está en vías de extinción. Cada vez son más los trabajadores y trabajadoras que se despiertan  preguntándose ¿Cuántos sobraremos? ¿Cuándo me tocará a mí?
Por su parte, quienes todavía tienen trabajo se convierten cada día más en esclavos laborales. ¿Jornada de 8 horas diarias? Solamente en el papel, porque  cada vez son más los trabajadores que, por presiones de las empresas e instituciones y de sus jefes, deben extender sus jornadas de trabajo. A veces hasta a duplican los turnos. Y a la par con este incremento de horas de trabajo en las fábricas y  oficinas, el pago de horas extras va desapareciendo, gracias a subterfugios y leguleyadas de la patronal.

Una conquista laboral que ha despertado polémica en Ecuador, a la vez que ha sido apropiada por el actual régimen, ha sido el asegurmiento universal. La exigibilidad de que todo trabajador sea afiliado a la seguridad social ha estado vigente en la normativa del país, pero largamente “toreada” por los sectores patronales. Su exigibilidad no es una dádiva de éste ni de ningún otro régimen, es un derecho conquistado por los sectores sociales.

En palabras de Eduardo Galeano, “además de que muchos pierden el trabajo, muchos pierden, trabajando, la vida”.  Cada 15 segundos en el mundo muere un obrero, asesinado por eso que llaman “accidentes de trabajo”.
El derecho al trabajo, y a condiciones laborales adecuadas, se ha convertido en uno de los más escasos y vapuleados en el mundo.

Filed Under Comunicados, Derechos civiles y politicos, Derechos de los pueblos, DESC, Editoriales, Participación, Temas | Leave a Comment

Andariego

Posted on abril 19, 2012

por: Paola García

Caminos recorriste cual andariego
con andar quieto la vida sembraste
y tu grito de solidaridad fue el riego
tus semillas de bondad e igualdad dieron fruto
la cosecha lista está
mezcla de amor y verdad
solo falta el andariego para cosechar y así…
juntos brindar.
Por donde anduviste tu siembra floreció
junto a Indios, Costeños, Manabas y cualquiera que
junto a ti quisiera sembrar.
El estudio, la dignidad germinaban en tu andar
paso a paso tu boca se abría al cantar
para versear las bondades
que la tierra nos quisiera otorgar, sin esperar
que las gracias le quieras dar.
Con fotografía retribuiste su don
a ella agradeciste con pasión
sabías era tu medio y lo aportaste sin tedio
reflejaste lo hermoso en tu andar
y lo que aprendiste lo cediste sin dudar.
Hoy caminamos junto a ti, andariego,
y tratamos de ser el riego
la siembra debe crecer…
ese es nuestro deber
recoger el fruto, repartirlo y juntos comer
es nuestro tiempo, para ser como él
y a la PACHAMAMA empezar a amar y agradecer.

Dedicado a mi padre, el soñador.

Filed Under Uncategorized | Leave a Comment

Ley de Comunicación: amenazas y oportunidades

Posted on abril 19, 2012

Entre las cosas pintorescas que suceden en el Ecuador está la interminable aprobación de un instrumento trascendental para el funcionamiento de la democracia, la Ley de Comunicación. Más de dos años, y no acaban de ponerse de acuerdo quienes toman las decisiones tratando de contentar al gato y al garabato, en medio de intereses polarizados y apasionados debates.

Los empresarios de la comunicación gastan los tan preciados minutos de radio y televisión -y harta tinta- argumentando lo peligrosa que es la propuesta de ley. Temen que la libertad de expresión esté en riesgo, dicen que será finalmente el Ejecutivo quien controle lo que se dice o no se dice en el país.

Por su parte, un buen grupo de organizaciones sociales y medios de comunicación ligados a los procesos populares, no encuentran perfecta a la propuesta presentada por el asambleista Andino, sin embargo dicen que se acerca a las aspiraciones largamente acariciadas, no solo en Ecuador, sino en otros países del continente.

Por ejemplo, la reversión al Estado de cientos de frecuencias otorgadas ilegalmente, y  con ello el final de los monopolios de medios de comunicación privados. Otros aspectos trascendentales para la democratización de las comunicaciones, y que recoge la ley, son el acceso de sectores comunitarios al 34% de las frecuencias y la garantía de espacios  en los medios de comunicación a la música de autores nacionales.

Esta ha sido probablemente la ley más debatida y la más controversial bajo la presidencia de Rafael Correa. Es que en ella se juegan muchos intereses: los de los dueños de los medios de comunicación privados, los del gobierno, los de las organizaciones sociales, los de los partidos políticos, los de los colectivos de artistas -sobre todo de músicos- los de los gremios de comunicadores, los de la ciudadanía en general.

El gobierno actual ha llevado al plano político prácticamente todas sus actividades, dentro de un contexto de pugnas frontales y descalificaciones contra todos quienes critiquen o disientan de sus ideas. La Ley de Comunicación no ha sido la excepción, y genera escepticismo para quienes no comparten el centralismo que caracteriza a la gestión pública del régimen de Correa.

Desde estos sectores surgen interrogantes. Si se aprueba la ley ¿será que el Consejo de Regulación de Medios,  en el cual el Ejecutivo tendrá mayoría (al controlar a delegados del Ejecutivo, Legislativo y Participación Ciudadana) se constituirá en un sexto poder al servicio del gobierno para controlar y censurar a medios y periodistas, afectando así a la libertad de expresión? ¿Será que las frecuencias para sectores comunitarios irán preferentemente, o incluso exclusivamente a las organizaciones alineadas con el régimen?

Lo cierto es que, de no contar con una Ley de Comunicación que ponga el cascabel en al gato -largamente acostumbrado a visibilizar las opiniones exclusivamente de los grupos de poder- los sectores sociales, los grupos de artistas, y comunicadoras populares seguirán invisibilizados y realizando esfuerzos que, no por falta de calidad, sino por carencia de reconocimiento y recursos, logran incidir de forma limitada en la opinión pública.

Quienes nos sentimos ofendidos e indignados por la pobre calidad y cantidad de espacios de representación en los medios de comunicación, entendemos que libertad de expresión no es lo mismo que libertad de empresa, y que la riqueza y diversidad de nuestro país requiere de una ley equitativa y plural. Nuestra acción organizada deberá incidir para evitar las amenazas del régimen de turno, pero también la eterna mirada sesgada a la que nos han acostumbrado los medios.

Filed Under Comunicación, Comunicados, Derechos civiles y politicos, Derechos de los pueblos, Editoriales, Libertad de expresión, Participación, Temas | Leave a Comment

Colectivo Pro Derechos Humanos • Powered by Wordpress.